La manicura es el tratamiento estético de las manos que incluye, generalmente, el cuidado de las uñas y de las cutículas. Existen hoy en día infinidad de tipos de manicura, más o menos completas, más o menos rápidas, con diversos tipos de esmaltado, tratamientos para la piel (exfoliantes, mascarillas…etc). Últimamente se viene hablando bastante de la manicura rusa o manicura al estilo ruso, pero: ¿qué es exactamente? ¿en qué consiste?

Pues bien, la manicura rusa, también conocida en muchos países por dry manicura,  no es ni más ni menos que la manera en la que se trabajan y preparan las cutículas. No es que haya sido inventada por los rusos, pero tanto en Rusia como en los países del este es una técnica muy habitual. El proceso se realiza completamente en seco, es decir, sin ningún tipo de emoliente para ablandar las cutículas, y se emplea para ello un torno o lima eléctrica y la ayuda de cabezales o fresas de diamante específicos, similares a los empleados en el sector de la odontología. La cutícula se despega, se limpia y se corta la parte de tejido muerto dejándola pulida e impoluta.

 

Mitos entorno a la manicura rusa

Existen muchos mitos entorno a si es bueno o no retirar la cutícula, la mayoría falsos, debiéndose muchas veces a malentendidos, desconocimiento de la estructura de la uña y sobre todo a una mala praxis por parte de profesionales inexpertos y/o inexperimentados. La manicura rusa no daña la cutícula, no es mala para la uña, no hace que esta crezca más ni más rápido, más bien lo contrario. Una cutícula bien trabajada con esta técnica suele frenar su crecimiento, no salen padrastros, la cutícula se vuelve al filo de varias manicuras más fácil de trabajar, más bella y permite un esmaltado perfecto.

 

manicura rusa lista para esmaltar
manicura rusa lista para esmaltar

 

Ventajas
  1. Un acabado perfecto. El esmaltado es uno de los puntos a resaltar en esta técnica ya que al limpiar la cutícula en profundidad, retiramos todo rastro de piel muerta y dejamos la zona completamente limpia de manera que podemos aplicar el esmalte de manera precisa cubriendo la completa superficie de la placa de la uña.
  2. Alargamos la duración de la manicura. Al poder esmaltar casi debajo de la cutícula, esto permite ganar entorno a 1 semana de crecimiento durante la cual no se apreciará el crecimiento de la uña. De esta manera, alguien que solía hacerse la manicura cada 2 semanas, pasará a poder retardarla de 1 semana, a veces incluso algo más.
  3. Aunque la técnica de manicura rusa se define como la manera en la que preparamos la cutícula, normalmente va asociada a la aplicación de esmalte semipermanente con nivelación o refuerzo de la placa de la uña. Esto significa que, aunque haya uñas rotas, débiles o irregulares, la aplicación, tanto en cuanto a la técnica utilizada como al tipo de base específica para ella, es posible efectuar reparaciones de uñas que estén rotas, uniformizar tanto la forma como la placa de la uña, corregir defectos…etc. La manicura rusa se define al final como la técnica que permite dejar la uñas lo más perfectas posible.
Desventajas
  1. Mayor tiempo de realización, ya que al ser una técnica más minuciosa y precisa, necesita también, por lo general de un mayor tiempo de ejecución que una manicura tradicional.
  2. Su coste suele ser más elevado que el de una manicura semipermanente «tradicional», no solo porque precisa de un mayor tiempo de ejecución sino también de un técnico manicurista experimentado y con experiencia. Una manicura rusa puede durar aproximadamente entre 1h30-2h30 de trabajo, en función del tipo y calidad de uñas, roturas, tipo de place, diseño…etc. Aunque al final, en relación calidad/longevidad/precio salga más barata una manicura rusa cada 3-4 semanas que una manicura tradicional cada 7-10 días.
  3. Encontrar profesionales cualificados ya que se trata de una técnica relativamente nueva y puede ser decepcionante que el servicio no se realice correctamente.

 

En definitiva, la manicura rusa ha venido para quedarse. Y si todavía no la has probado, piénsatelo dos veces porque te será complicado volver a una manicura tradicional.

 

 

 

 

Deja tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.