Prepara tus pies, llega el verano!

Estamos ya a las puertas del verano y de usar sandalias y como no: toca una puesta a punto de tus pies! Nuestros pies son los grandes olvidados….pero son muy importantes y debemos de cuidarlos durante todo el año aunque, en ocasiones, no sea así. Si eres de las que no los cuidan todo el año y ahora tienes que darles un “repaso” apunta estos pasos para que tus pies luzcan radiantes.    

1. HIGIENE: El primer paso para arreglar nuestros pies es darles un buen baño con jabón. Así eliminaremos bacterias y de paso reblandecemos tanto las durezas como las uñas para poder trabajarlas mejor en los pasos que vienen a continuación.

2. DUREZAS: Para eliminar las odiadas durezas lo mejor es usar una lima eléctrica o bien una lima de pies. Como ya las hemos reblandecido, ahora solo tenemos que usar la lima de pies y frotar con energía hasta eliminarla todo lo posible pero sin pasarnos, porque puede resultar doloroso y solo conseguiremos el efecto contrario ya que el pie se encargará por defensa natural, de volver a crear más y mejor.  3. UÑAS: Una vez eliminadas las durezas, vamos a cortar las uñas que es un acto, en principio, simple y sencillo que realizamos de una manera cotidiana, pero en ocasiones nos puede generar algún tipo de problema si no lo hacemos de la manera correcta. Las uñas deben cortarse siguiendo la forma natural de la uña con el borde libre, sin dejar bordes irregulares o esquinas y terminar de darle forma con una lima de uñas. Evitar cortar demasiado en ángulo para evitar provocar que la uña se encarne. Si la uña fuese muy rugosa, irregular o gruesa podemos pulir la superficie de la uña con un taco para eliminas irregularidades. Esto dará un aspecto más  uniforme y el esmalte quedará aplicado perfecto.      

4. CUTÍCULAS:  debemos tratarlas con extremo cuidado y en este caso podemos hacer dos cosas: empujar y retirar el exceso si fuera necesario o solo empujarlas hacia atrás con ayuda de un empujador metálico o palito de naranjo y un emoliente para cutículas. Es importante hidratar las cutículas una vez que hayamos eliminado la parte sobrante.

5. HIDRATACION: Mantener la piel del pie hidratada evita que aparezcan lesiones como grietas o callosidades. Hay que tener en cuenta que la mejor forma de hidratar el pie es mediante la aplicación de un masaje, unos minutos antes de acostarnos para que la crema pueda hacer su función.  De la misma manera, podemos también hidratar nuestros pies al terminar la pedicura. Dentro de la cremas que podemos usar tenemos que elegir la que mejor nos vaya en función de nuestras necesidades. Las que tienen un contenido elevado en urea son especialmente indicadas para los pies con extrema sequedad y grietas. Hay incluso bálsamos especiales muy cómodos de aplicar en estos casos. Senev posee uno muy bueno en forma de roll-on que es ideal. Y hasta aquí una pedicura normal a la que podríamos introducir más pasos con exfoliantes, masajes, mascarillas, parafina….etc, pero eso ya es sería una pedicura más elaborada y hoy nos hemos querido centrar en los 5 PASOS BÁSICOS para realizar una pedicura. Si queremos esmaltar, hay que tener en cuenta que como hemos hidratado los pies, ahora tendremos que limpiar la superficie de la uña y quitar el exceso de grasa con la ayuda de un algodón o gasa impregnado en alcohol, una vez hecho este paso aplicaremos la base, el color (dos capas) y el top coat. No olvidar SECAR BIEN cada capa antes de aplicar la siguiente. Para ello un secreto: utilizar el secador de pelo…  Uñas en Azul Cobalto: el Nuevo Rojo para esta Temporada. Una vez seco el esmalte ya solo queda aplicar un poco de aceite o bálsamo en las cutículas, así las nutrimos y evitamos que aparezcan los incómodos padrastros. Esperamos que os haya parecido interesante y os aconsejamos que aunque os realicéis vosotras mismas la pedicura, no viene mal que cada cierto tiempo visitéis a profesionales para que revisen y mimen vuestros pies.

Sé el primero en publicar un comentario.

Deja un comentario